Facine: Tijuana


El viernes que viene, Septiembre 30, como saben la mayoría de ustedes, se llevara a cabo el evento de Facine, en donde se discutirá y se ilustrará el papel que juega Tijuana en el cine y la manera en como ha sido interpretado a través de los años. Que esto se haga con el fin de mejorar la imagen de nuestra ciudad es algo de lo cual no estoy seguro, pero yo originalmente pensé que era así, y debido a eso estaba a punto de hacer algo sumamente arrogante de mi parte: Ilustrar la ciudad en mis proyectos. Obtuve las agallas de considerarlo debido a que esta es una característica de mi trabajo y más que nada por que esto fuera una propuesta y una sugerencia de cómo resaltar Tijuana sin quemarla. No voy a mentir, no requiere un genio hacer esto, pero tal parece que soy de los pocos que tiene como objetivo ilustrar Tijuana (Otro que me viene a la mente es Jesús Guerra). Pero fue Alfredo González Reynoso quien me indicó que eso no era exactamente lo que buscaban en este evento, así que borré esa idea de mi cabeza.

No lo estoy cuestionando ni mucho menos es una pregunta retórica, pero ¿Cual sería el fin de este evento? ¿Ciertamente será analizar e identificar el papel que ha jugado la ciudad en el cine para luego mejorarla estratégicamente? ¿O acaso será solamente un grupo de gente quejándose sin proponer algo al respecto? Realmente no se la respuesta a estas preguntas y es esto lo atractivo del evento, y es por eso que ahí estaré.

My Two Cents…

Tijuana es una ciudad en la que se está academizando cinematográficamente hablando, es una ciudad donde frecuentemente se llevan a cabo cursos intensivos con la intención de capacitar a los jóvenes (El único que, hasta donde yo se, ha obtenido buenos resultados es el de “Imágenes en Movimiento”), pero esto se intensifica mas aun con la graduación de la primer generación de Licenciados en Cinematografía de la UDC. Una vez egresados es hora de buscar chamba, y esto es algo que recientemente se está ejercitando con el rodaje de “Little Boy” en Baja Studios en las afueras de Rosarito. Esto es genial, pero aquí entra un detalle. Muchos de los filmes que llegan a Tijuana son de extranjeros que quieren mostrar la ciudad desde el punto de vista de un extranjero, y cual es el punto de vista de un extranjero de la ciudad? El cliche, los migrantes, la prostitución, la violencia, las farmacias, etc. A veces traen a su crew de fuera, y a veces abren vacantes para nuestros profesionistas aquí. ¿Que se supone que deben hacer? ¿Oponerse a la visión de Tijuana o aceptar el cheque? Es una posición muy difícil, no nos gusta como proyectan a la ciudad pero sea lo que sea tenemos que comer. Aparte, no es como si fluyen proyectos a Tijuana que prometen estabilidad u oportunidades para los jóvenes cineastas, así que cuando llega uno, a acaparar lo que se pueda! No se cual fue el caso con “Tijuana Makes Me Happy”, posiblemente el proyecto mas denigrante que se haya grabado aquí, y eso es algo que cualquiera puede determinar con tan solo ver el trailer. No se cual fue el caso ahí, pero ¿acaso personas locales participaron en la realización? ¿Estaban conscientes del tipo de proyecto que era? En la reseña en la que mencioné este proyecto y mi disgusto por él cuestioné la lealtad de aquellos locales que posiblemente participaron en él, pero viéndola desde un punto de supervivencia, pues, espero que al momento de aceptar mínimo se dijeron a sí mismos, “Perdónenme paisanos, pero necesito este dinero”.

Este es un verdadero dilema.

La solución sería cambiar la perspectiva que el extranjero tiene de la ciudad, lo cual es un casi imposible labor, ¿Por donde empezar? ¿Cómo meter esa idea en una mente que ya tiene, o cree tener, una idea sobre la ciudad? (Si, me vino “Inception” a la mente), pero una mejor pregunta es ¿Cómo obtuvieron esta imagen de la ciudad? Los motivos son infinitos, lo único que puedo decir al respecto es que no ayuda cuando los mismos tijuanenses comienzan a explotar esa imagen, lo cual es algo que algunos llegan hacer con tal de seguir la corriente, pertenecer, y ser bien recibidos. Es aquí cuando entramos muchos otros que al hacer nuestros proyectos ignoramos los cliches y somos mas honestos con nuestra idea de la ciudad. ¿Acaso estos proyectos cambiarían la imagen de Tijuana? Esa es otra buen pregunta, y por mas que pienso no se las respuestas, nada me viene la mente al respecto. Demasiada afectada está la imagen ya que es dudoso si aceptarán la perspectiva de un mismo tijuanense.

Supongo que es de esto y muchísimas otras cosas de las que se hablarán en este evento del viernes, incluso la pregunta de arriba de cómo fue que los extranjeros obtuvieron esta imagen de Tijuana.

Espero puedan asistir.

5 comentarios:

Saulo Cisneros dijo...
7:19 p. m.

Específicamente comentando respecto a "Tijuana Makes me Happy". En lo particular, no creo que sea un proyecto denigrante. Conozco a personajes reales MUY similares (un morro llantero que crece, cruza y pelea gallos)y lo que se vive en el lado Este de la ciudad es muy distinto de la zona de confort pegada al primer mundo a la cual estamos acostumbrados. Que me guste el proyecto o que lo apoye, no creo, lo que si puedo decirte es que respeto el trabajo que implica realizar un proyecto, difundirlo y distribuírlo. Saludos.

René Castillo dijo...
7:22 p. m.

Muy buen comentario José y quiero que sepas que nosotros en la Escuela de Cinematografía de la UDCI hemos colaborado con importantes universidades de EUA para investigar el fenómeno de la percepción negativa de Tijuana, como recientemente fue el caso de nuestra colaboración con el Centro de Estudios Globales de Penn State University (http://www.psu.edu/). También ya tenemos un año con una vinculación muy importante con el American Film Institute Conservatory (www.afi.com) y gracias a la colaboración de una de sus escuelas de Maestría, desde hace un par de meses estamos desarrollando un proyecto binacional para cambiar el concepto y visión que tienen los cineastas norteamericanos de nosotros. Pronto daremos a conocer públicamente los resultados de estos proyectos con AFI y con Penn State, que esperemos siembre una semilla positiva de Tijuana en “Hollywood”.

Jose Paredes dijo...
11:35 p. m.

De antemano gracias a ambos por comentar.

Rene: No sabia eso que acabas de decir, realmente les deseo suerte en esta mision muy dificil que tenemos nosotros los tijuanenses.

Saulo: Ciertamente hay gente asi, pero si hay algo que SLUMDOG MILLIONARE me enseño es que maneras de mostrar historias como estas sin resaltar lo negativo de manera forzada, y precisamente resaltar lo negativo es algo que NO necesitamos, o que? me vas a decir que es admirable y positivo que en el trailer muestre la prostitucion con menores de edad? Y el detalle carnal es que muchos aqui sentimos que son este tipo de proyectos los unicos que son aceptados o admirados por la misma comunidad, y mientras sea probable que muchos lo hagan con la esperanza de hacer algun tipo de critica social, en realidad solo le estan echando mas sal a la herida. Tal vez sea como dicen en Dark Knight, es el tipo de proyecto que merecemos, pero no el que necesitamos, no para mejorar la imagen. Si hubiera mas variedad ahi fuera otra historia.

Alvaro Zendejas dijo...
11:46 p. m.

Yo recuerdo cuando Ivan Diaz dijo en una mesa redonda en el 2007: Originalmente la imágen de Tijuana no se diseño premeditadamente (Duh yah think?), que solo sacaban la camara y la combinaban con cierta musica y les gustaba el resultado (o sea como cualquier novato). Tuvo éxito esa imagen (la urbana) y se vieron envueltos en un ciclo vicioso de que los extranjeros les pedian seguir explotando esa imágen.

Todo esto lo dijo con un tono de "chin, arruinamos la imagen, pero no nos quedaba de otra", dado a que la pregunta que se nos hizo fue en relación a la pobre imagen de Tijuana.

4 años despues uno pensaría que ya se pusieron las pilas pero con proyectos como los de Tijuaneados Anónimos, Etcetera, solo me da a entender que en efecto les duele la imagen, pero esas becas de 200mil pesos estan dificiles de negar.

Lo bueno es que no todos tienen un precio, y siento que Tijuana tampoco deberia tenerlo.

Tijuana Makes me Happy SI es denigrante, el título involucra toda la ciudad, es la visión hipster de "Mira la cultura, pero de lejitos porque se te pega", nos margina como si fueramos un sujeto de estudio antopológico. Tampoco finjamos que sufrieron en realizar el proyecto, improvisaron muchisimo, algo de lo que nos acusan usualmente a los "no extranjero/academicos", solo respeto como explotaron el morbo para la selección de festivales.

Recuerden que no asumimos ni hacemos teorias, todo se sabe y se corrobora y luego los mismos que hacen el proyecto lo dicen en las entrevistas.

¿Respetar el trabajo? Solo si se HIZO trabajo.

Anónimo dijo...
9:33 a. m.

La udc tiene otra serie de problemas serios que tiene que arreglar antes de proclamarse una academia de cine y queverguenza vincularse con afi y otras institciones hagan analisis pero de su escuela porque la verdad deja demasiado que desear